La Universidad de La Laguna, o cómo se deben estudiar las pseudociencias en la Universidad

Dicen que las comparaciones son odiosas, pero echen un vistazo a todos los cursos y títulos que hemos comentado en esta lista (y los que seguiremos comentando, me temo) y compárenlos con esto:

Ya se está celebrando en la Universidad de La Laguna la edición 2010 de su Curso sobre Ciencia y Pseudociencias, que desde 2001 ha hecho precisamente lo que se espera de una Universidad: mostrar lo que es ciencia y lo que ni lo es, ni merece ser llamado así, ni mucho menos ser impartido en un curso universitario. Para ello su programa se divide en dos módulos, dedicados a ofrecer “Un panorama de la ciencia contemporánea” y estudiar las relaciones entre “El individuo, la sociedad y las pseudociencias”.

Desgraciadamente no es habitual encontrarnos con un curso así. Más bien, como vemos en esta Lista, todo lo contrario. Pero ojalá cunda el ejemplo y otras Universidades se den cuenta de que la pseudociencia solo tiene cabida en ellas así: como objeto de estudio y como algo a lo que la labor de las propias Universidades debería oponerse frontalmente.


1 Comentario

Participa Suscríbete

Pinta bien, deberían enseñarlo en los colegios. Antes era la religión la que se encargaba de enfrentarse a la idolatría, la adoración de satán, la brujería y los charlatanes. Incluso prohibía el juego. Ahora ya ni eso. No hay nadie, excepto los grupos de escépticos que se encarguen de poner un poco de cordura. Nos la cuelan en los remedios milagrosos de la teletienda, de hecho la mitad de la publicidad es mentira. Nadie explica a los niños por qué es un timo el concurso del call show de las noches o los concursos de envíe un SMS ahora con la respuesta. Y mucho menos estamos preparados para que un licenciado en derecho tenga recursos para saber si es buena o no una terapia alterantiva. Tenemos a estudiantes de bachillerato que llaman para que les lean las cartas del tarot en directo, pese a que les han enseñado a Newton y a Einstein. Defender que la tierra es plana ya no es una cuestión de ciencia o fé sino de libertad de expresión, de mercado y de creencias.La ciencia no debe ocupar el lugar de la religión prohibiendo todo lo que le sea contraría. Pero algo tiene que decir sobre tanta mentira que nos venden. ¿Por qué las estanterías de terapias alternativas y ocultismo son 20 veces más grandes que las de divulgación científica en cualquier librería?¿Por qué incluso los universitarios bien formados carecen de argumentos para valorar si una película de ciencia ficción es mínimamente realista o si es posible curar el cáncer telepáticamente?Por favor, hagan un curso así en los colegios. Por favor, hagan un programa de televisión que enseñe a pensar con un debate serio sobre tantas mentiras.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>