Más de un profesor nos ha confesado que le causa vergüenza ajena ver que en su propia Universidad de enseña acupuntura, reiki, feng-shui o cualquier otra pseudociencia, pero lo que no habíamos visto hasta ahora era ningún caso de vergüenza propia. Y aunque no podemos estar seguros de que eso sea lo que ocurre con la Universidad de Valladolid y su título de especialista en homeopatía, la cosa tiene su misterio, desde luego.

La web de la Universidad no contiene información alguna al respecto. De hecho, en lu lista de cursos de especialista universitario no aparece nada en absoluto:

Sin embargo, el portal Universia sí que informa de la existencia del curso:

También aparece reseñado en la lista de centros de formación de la web homeopatía.net:

Es muy probable que el problema esté simplemente en la falta de actualización de la web de la Universidad; al fin y al cabo los títulos que lista son los de 2009. Pero, ¿quién sabe?, a lo mejor también ocurre que a alguien le da un poquito de vergüenza que ese título aparezca en público.

Y no es para menos, claro.

Actualización a 20 de mayo: Se aclaró el misterio, y al final la solución no estaba ni en la falta de actualización de la web ni nada por el estilo. Según nos cuentan, la Universidad de Valladolid mantuvo el curso hasta el año 2008, cuando la Junta de Facultad decidió suprimirlo por su carácter acientífico. Así que felicitamos a la Universidad de Valladolid, que supo rectificar, y que pasa a engrosar nuestra lista de Universidades sin pseudociencia, compuesta en la actualidad por… la Universidad de Valladolid. Pero si encontramos otra más la añadiremos, no lo duden.

Decíamos en la entrada anterior que cabía la posibilidad de que el curso de reiki de la Universidad de Lleida no fuera real, sino un modo de aprovecharse de su imagen, pero que en todo caso la Universidad debería tomar cartas en el asunto para evitar ser asociada con prácticas pseudocientíficas. Es lo que ha pasado en el caso de otras dos Universidades, la de Granada y la Politécnica de Cataluña, con el feng-shui.

El Instituto Confucio de la Universidad de Granada es un organismo dedidado fundamentalmente a la difusión de la lengua y cultura chinas.

2b7d6-institutoconfucio-presentacic3b3n-universidaddegranada_1274105093442

Para ello, el Instituto organiza diversas actividades, como charlas, conferencias y seminarios. Y precisamente en la sección de actividades de su web podemos encontrar el siguiente anuncio:

7a8c3-institutoconfucio-tallerdeculturachina-seminarios2c2bacuatrimestre-universidaddegranada_1274105145532

No se trata, por supuesto, de un curso universitario, aunque en el anuncio se indique que el seminario se celebrará en el Salón de Grados de la Facultad de Ciencias.

Como ocurre en el caso de la Universidad Politécnica de Cataluña. De nuevo, no es la propia Universidad quien organiza el curso, sino el Círculo de Estudios Orientales. Sin embargo, según el anuncio

8f5a9-cercled27estudisorientals-ceo_1274105546701

el curso se llevará a cabo en las instalaciones de la Universidad, y de hecho la dirección de contacto para las inscripciones es también de la propia Politécnica.

¿Enseñan feng-shui las Universidades de Granada y Politécnica de Cataluña? Realmente no. ¿Hablará alguien de estos cursos y seminarios como si fuesen oficiales? Por supuesto que sí. De hecho, nada menos que el presidente de la Asociación Española de Feng-Shui cuenta en su web que entre los cursos de formación que realiza se encuentra el de la Politécnica de Cataluña:

cf532-vicentesanjuananton_1274105947327
f2b7d-vicentesanjuananton_1274105751094

Lo cual es sin duda un abuso, porque ni los cursos son oficiales ni las Universidades tienen gran cosa que ver con ellos en realidad. Pero las propias Universidades también tienen parte de la culpa de este abuso.

A decir verdad, resulta difícil saber si la Universidad de Lleida tiene o no previsto impartir un curso de reiki. En la web de la Universidad no aparece, pero este otro enlace lo da por seguro:

Por supuesto, cabe la posibilidad de que la Universidad de Lleida no lo haya anunciado aún en su web, y también es posible que el anuncio de “Respira reiki” sea tan solo una treta publicitaria para captar alumnos. Pero en cualquiera de los dos casos no estaría de más que la Universidad, que por otra parte parece bastante seria en cuanto a sus programas de estudios, se desmarcase públicamente de este tipo de bobadas pseudocientíficas.

Naturalmente (y lamentablemente) en el panorama de titulaciones pseudocientíficas que ofrecen las Universidades no podía faltar el psicoanálisis, de lo cual se encarga, sin ir más lejos, la Universidad de León con su correspondiente Máster.

El precio del Máster, según la web, es de 3650 euros, pero por muchísimo menos dinero quien lo desee puede enterarse de qué va realmente esto del psicoanálisis adquiriendo El psicoanálisis, ¡vaya timo!, de Carlos Santamaría y Ascensión Fumero. La diferencia en el desembolso económico resultará muy satisfactoria para su yo, su superyo se quedará mucho mejor educado, y si bien no obtendrá el diploma de la Universidad de León, seguro que con un poco de maña con un programa de diseño gráfico puede crear uno monísimo con el que contentar a su ego.

Y para no variar, también la Universidad de Barcelona pica con la homeopatía y cuenta con su propio Máster.

Por cierto, no se dejen ustedes confundir: aunque en la web se indique que la preinscripción se puede efectuar desde mayo hasta octubre de 2008, el Máster está vivo y muy vivo. Lo pueden comprobar en la web del Instituto de Formación Continua de la propia Universidad de Barcelona.

Precisamente a propósito de este Máster, el diario Cinco Días ha publicado un interesante artículo que se desmarca considerablemente de la línea crédula que la mayoría de los medios tienen hacia la pseudoterapia de Hahnemann. Merece la pena leerlo.

Es posible que alguno de los lectores del blog recuerde que, el pasado mes de marzo, la Universidad Camilo José Cela ofreció un ciclo de conferencias a cargo nada menos que de Iker Jiménez.

Bueno, pues si alguien cree que aquello fue flor de un día (bueno, para ser exactos de dos) más vale que se desengañe. Basta acceder al área de titulaciones de la web de la Universidad y, allí, bajo el epígrafe “Habilidades Directivas y Personales” del apartado de másteres y postgrados, se encontrarán el siguiente listado:

Y ahora ya pueden soltar unos cuantos de esos tacos que le gustaban tanto a Cela…

El próximo mes de julio, la Escuela Universitaria de Ciencias de la Salud de la Universidad de Málaga impartirá un curso dedicado a la acupuntura en ciencias de la salud. El curso permite obtener un título propio de la Universidad, y como pueden observar la de este año es nada menos que la duodécima edición:

Si alguien sospecha que hablar de acupuntura y ciencias de la salud en una misma frase es un oxímoron, ya puede abandonar sus sospechas y sustituirlas por una completa certidumbre. Lean, lean el programa (pdf):

Lo cual no quiere decir que no se pueda estudiar la acupuntura desde un punto de vista científico. Pero, teniendo en cuenta los resultados de las investigaciones efectuadas hasta ahora, su lugar correcto estaría en un curso sobre el efecto placebo.

Hace un par de años, la Universidad de Córdoba regocijó a propios y extraños con un curso dedicado nada menos que a “La Sábana Santa de Turín y el Santo Sudario de Oviedo desde la Historia, la Ciencia y el Arte“. Y no se dejen engañar por el título: como pueden comprobar echando un vistazo al programa del curso (pdf), la Historia y la Ciencia asomaban la cabeza solo para que se las volaran de un balazo los muy fervorosos sindonólogos que lo impartieron.

El curso se celebró en 2008 y, de momento, no se ha vuelto a repetir, así que quizá piensen que deberíamos colocar piadosamente una sábana mortuoria sobre lo que pudo deberse a un estado de enajenación mental transitoria por parte de los responsables de la Universidad de Córdoba, ¿verdad?

Pues no. El curso pasó, pero sus estigmas quedaron, y la Universidad de Córdoba no solo no los oculta, sino que presume de ellos. Buena prueba de ello es esta noticia de hoy mismo, publicada nada menos que por el Gabinete de Comunicación de la propia Universidad, en la que se nos informa de la exposición pública de la imagen de Cristo gore creada a partir de los datos extraídos (y, en buena medida, imaginados) de la Sábana Santa:

En vista de lo cual Calleja de las Flores no duda en meter el dedo en la llaga (con perdón por la autopromoción) y propone la próxima celebración del Curso Universitario de Sindonología Cofrade. Y nosotros, por nuestra parte, aprovechamos para sugerir a la Universidad de Córdoba que dedique también algunas horas y recursos al estudio de las lentejas de la última cena, las plumas del arcángel San Miguel, el cordón umbilical de Cristo o el Santo Prepucio, entre otras. Ya puestos…

El Real Centro Universitario “Escorial María Cristina” tiene un convenio con la Escuela de Terapias Naturales Sintagma para enseñar múltiples y muy diversas pseudomedicinas de eficacia no comprobada o inexistente y otorgar así titulaciones no oficiales, de carácter privado y propias: Homeopatía, reflexoterapia podal, técnica metamórfica, radiestesia

Aquí pueden ver la pintoresca oferta: Titulaciones en pseudomedicinas del Real Centro Universitario “”Escorial María Cristina”.

Hace algunos días, la Fundación UNED y la Universidad de Alcalá anunciaban la celebración de una jornada denominada “Aplicación de terapias alternativas centradas en la persona”. La iniciativa aún aparece en la página web de la Fundación:

Pero es inútil que pinchen sobre el programa del curso; les aparecerá esto:

Y, si no se dan prisa, el caché de Google acabará también por borrar su copia, capturada aquí para la posteridad:

El motivo de esta desaparición es que, a raíz de la recepción de varias cartas en las que se explicaba con pelos y señales de qué iba realmente la cosa, la UNED dedidió, con buen criterio, desconvocar el acto, con la consiguiente pataleta de sus verdaderos organizadores. De modo que, por esta vez, la UNED y la Universidad de Alcalá se quedan fuera de nuestra lista, pero a cambio reciben un buen tirón de orejas: les hubiese bastado con algo tan simple como darse un paseo por el blog del Instituto de Radiofrecuencia Cuántica Avanzada Internacional (sí, se llama así, no me lo he inventado) para haber evitado vincular su nombre al de semejante disparate.