La tabla periódica de las tonterías irracionales

Por Fernando Frías, el 2 enero, 2019. Categoría(s): General • Humor ✎ 28

Seguramente muchos lectores recordarán a Crispian Jago, todo un referente del humor y la racionalidad británicos. Y no solo por las publicaciones de blog The Reason Stick; también por esa manera de celebrar la vida y afrontar la muerte que nos cuenta en Always Look on the Bright Side of Death, y que ojalá siga llenando de capítulos contra sus propias expectativas.

En Always Look on the Bright Side of Death Crispian Jago cuenta su manera de afrontar el cáncer, llena como siempre de sensatez y sentido del humor.

En The Reason Stick Crispian Jago ha publicado maravillas del humor y el escepticismo como este Diagrama de Venn de las tonterías irracionales, un Diagrama de flujo de las teorías conspiranóicas, un práctico generador de blasfemias multirreligiosas… De verdad, merece la pena explorar sus contenidos, que van desde el Brexit hasta la homeopatía, o desde el mapa de metro de la ciencia hasta el asombroso descubrimiento de la Bici Santa de Turín.

Hace algunos años Crispian tuvo la amabilidad de permitirme traducir al español un par de sus gráficos, como este utilísimo diagrama para elegir tu terapia alternativa (cuyo original está aquí), y su estupenda Tabla periódica de las tonterías irracionales. Tabla que, aprovechando que estrenamos el Año Internacional de la Tabla Periódica de los Elementos Químicos, tienen ustedes aquí, con alguna que otra actualización. Disfrútenla.

(Pulse en la tabla para verla a mayor tamaño)


28 Comentarios

  1. Seré la obeja negra por no haberme reido, pero es que no le encuentro la gracia. Ridiculiza eventos reales como las experiencias cercanas a la muerte y extracorporeas (que son extremdamente interesantes y objeto de estudio serio en neurociencia) humilla a quienes están fascinados por el misterio de las piramides llamandoles piramidiotas (cuando tal fascinación es más que justificada), ataca a todas las religiones por capricho (incluyendo al budhismo que no se mete con nadie).

    Dificultando la investigación y perjudicando a los investigadores en el primer caso, ahuyentando a las personas más profundamente curiosas en el segundo, y generando repudio hacia la ciencia en el tercero. Volviendo a los cientificos meros cientificistas con miedo a ser rechazados por su propia comunidad, levantando a los jovenes que están entre la ciencia y la duda contra la ciencia pasando a verla de manera justificada como impositora o cerrada de mente, y aumentando el desagrado y rechazo hacia la ciencia por parte de una extrensisima parte de la población que aunque tengan creencias desean conocer y hacer ciencia.

    Esto no es una sàtira, es humillar y humillar no es hacer humor. Humillar es polarizar a la población más de lo que ya está, y en este caso concreto hace más daño que bien a la comunidad científica. El escepticismo está bien como recurso, pero esta actitud no representa al escepticismo, solo un comportamiento de corte adolescente que por alguna razón la comunidad arrastra como si jamás hubiese abandonado el instituto.

    Adelante, a la espera de que llegue alguien tratando de quitar hierro al asunto como si no fuese evidente que la tendencia conspiranoide es exacerbada por este tipo de comportamientos. A la espera de que me prejuzguen y acosen verbalmente por dar una opinión sóbria que parece que nadie más se atreve a dar.

    1. 100% de acuerdo con tu post. Hay que recordar que la ciencia parte de una ontología materialista que por si misma no cuestiona porque no es su función hacerlo, y el materialismo es una corriente filosófica, o lo que es lo mismo, una forma de ver el mundo, y por supuesto no es un dogma ni siquiera es una postura cognitiva “privilegiada”. La ciencia es importante porque nos ofrece un modelo predictivo que nos es muy útil para la vida diaria. Pero circunscribir todo el conocimiento a la ciencia es falaz. La ciencia no da cuenta de la ética, ni de la espiritualidad, ni de la religión, ni de la filosofía. ni del arte y no debería ser utilizada por nadie para convertirse en un garrote con el que arrearle por no compartir una postura filosófica. Eso es lo propio de fanáticos. Ha habido grandes contribuciones al conocimiento por parte de creyentes y no creyentes. Una cosa es advertir de los engaños y otra distinta mofarse de las creencias.

  2. Jaime, el método científico exige no creer nada sin pruebas. Según la ciencia, el alma (la vida mental) es una propiedad del cuerpo y en consecuencia no puede existir separada del cuerpo. En otras palabras, no puede haber personas “desencarnadas”. Esto significa que todas las religiones son falsas, y que las experiencias extracorpóreas (incluidas las cercanas a la muerte) también son falsas.

    En cuanto a las pirámides, jamás se ha demostrado que posean algún poder extraordinario.

    Si llamamos “cientificista” a quien aplica el método científico, entonces toda persona racional tiene la obligación de ser cientificista. Yo mismo soy cientificista, y a mucha honra.

    1. Rawadi, la RAE dice que cientificismo es: (1) Teoría según la cual los únicos conocimientos válidos son los que se adquieren mediante las ciencias positivas, (2) Tendencia a dar excesivo valor a las nociones científicas o pretendidamente científicas. Seguro que para tí la acepción (1) es la que te gusta, pero en la (2): en “pretendidamente científicas” cabe mucho … por ejemplo, el CAmbio Climático Antropogénico. Pero estas CACAs, ningún progre se atreverá a incluirlas en su “tabla periódica de tonterías irracionales”.
      A nivel planetario hay otra cosa que no sé si cabría como una “tontería irracional”: la hipótesis de gaia. Según esta hipótesis: el CO2 de sobra en la atmósfera se puede acumular en el océano y serviría para hacer crecer poblaciones de algas.

      1. Antonio, las dos definiciones de la RAE son erróneas. El cientificismo es la idea de que el método científico debería utilizarse para investigar todos los ámbitos de la realidad, incluida la mente humana.
        El vocablo ‘cientificismo’ lo creó el economista F. Hayek, quien tenía la estúpida convicción de que el método científico no debía ser aplicado a las ciencias sociales (economía, sociología, historia, etc.).
        Las tonterías irracionales deben tener cierta solera para merecer un puesto en la tabla periódica. Solo el tiempo dirá si el alarmismo climático acabará o no incluido en dicha tabla; mi opinión personal es que se trata de una pseudociencia, pero puedo estar equivocado.

        1. Como era de esperar, Rawandi, ahí cae el prejuicio porque yo soy puramente materialista; la neurociencia demuestra que no existe dualismo: el alma no existe y la consciencia es únicamente el acto de procesar acerca de lo que se está procesando. Las experiencias extracorporeas son fenomenos mentales que no tienen nada de falso y deben ser estudiadas con el debido cuidado en vez de ignoradas como si fuesen mero desvario. Más aún las cercanas a la muerte, y deben ser estudiadas sin el temor de que venga un personaje sin el conocimiento adecuado aseverando que son netamente falsas.

          El método científico debería utilizarse para investigar todos los ámbitos de la realidad, incluidas las ciencias sociales, esa es mi posición, y eso no es cientificismo. El cientificismo es la creencia positivista de que la realidad debe ser únicamente escrutada mediante experimentación, relegando la validez de método racional e inferencial. El cientificismo es una ruptura con la duda metodica, y en su máximo grado la creencia de que ni las matemáticas sirven sin una demostración empírica repicable en laboratorio, desdeñando que la tecnologia y los métodos evolucionan con el paso del tiempo.

          Si para ti la duda, la curiosidad y la creatividad deben ser purgadas a favor de lo politicamente correcto, es prueba de que algo está haciendo mal la comunidad científica; porque si algo distingue a un genio de un engranaje es el acto de intentar recorrer caminos desconocidos o alejados de lo típico en pos de alcanzar modelos novedosos capaces de romper con el paradigma establecido.

          Si los jovenes desarrollan miedo a cuestionarse las cosas lo único lograremos es ralentizar el progreso.

          Y si después de todo lo dicho un lector random de este post aun ignora que esa actitud jactante de señalar con el dedo favorece el extremismo conspiranico (al mismo tiempo que pone travas a los jovenes científicos) es que están tan cegados de ego en esta estúpida guerra ideologica que no ven más allà de su retina. Yo represento a la ciencia, y si han pensado lo contrario es marcador de que están igual de polarizados que sus homónimos.

          1. “Las experiencias extracorporeas son fenomenos mentales que no tienen nada de falso y deben ser estudiadas”

            No me opongo a que esas experiencias sean estudiadas, pero básicamente se trata de fenómenos ilusorios y en ese sentido son tan falsas como los espejismos. Ocurre algo muy similar con las religiones: Deben ser estudiadas, por supuesto, pero se trata de creencias flagrantemente irracionales. De ahí que tanto las experiencias extracorpóreas como las religiones merezcan estar en una tabla periódica de las tonterías irracionales.

            “El método científico debería utilizarse para investigar todos los ámbitos de la realidad, incluidas las ciencias sociales, esa es mi posición, y eso no es cientificismo”

            Perdona pero eso es exactamente el cientificismo (o mejor dicho: cientifismo) y por tanto tú eres cientifista, te guste o no.

            Quiero aprovechar para corregir la afirmación de que el vocablo cientifismo lo creó el anticientifista Hayek; este dato lo tomé de un video del cientifista Mauricio Schwarz, pero después he visto una conferencia del cientifista Mario Bunge en la que explica que el vocablo cientifismo apareció ya en el siglo XIX.

          2. Genial, y ahora ves de corrector como pretendiendo desviar la atención de la premisa del hilo.

            En primer lugar, decir cienficismo es igual de correcto con la diferencia de que es un 2900% más usado que el término que tu eliges emplear, hecho que delata tu poco vagaje en el tema. Volveré a repetirlo haber si cala. El cientificismo es la creencia positivista de que la realidad debe ser únicamente escrutada mediante experimentación, relegando la validez de método racional e inferencial. El cientificismo es una ruptura con la duda metodica, y en su máximo grado la creencia de que ni las matemáticas sirven sin una demostración empírica repicable en laboratorio. Esto es así te guste o no, quizás represento al cientificismo como era entendido hace un sigo, pero ni de lejos al de ahora que vive hibridado con la postura positivista; una posición peligrosa que comienza a extenderse coartando la libertad creativa de jovenes científicos debido a esa tendencia a señalar con el dedo todo lo que se salga de lo establecido.

            El método racional e inferencial debe estar siempre por delante del método experimental, porque sin él la ciencia no puede avanzar hacia nuevas hipotesis, ideas y campos del conocimiento, que por tanto puedan llevar a investigar mediante experimentación nuevas fenómenos que eran previamente ignorados o desconocidos. Quitale la imaginación a la gente, quitale la duda y tendrás meros engranajes, que como tales quizás aporten algo a lo ya conocido, pero nada a lo que está por conocer.

            Reitero, el punto de este hilo es destacar y repetir hasta el esperpento que la gente que considera logico ridicualizar y humillar no tienen ni idea de que eso ni es lógico ni aporta nada a bueno a la ciencia, sino solo insuflando fuego a esta guerra de ciegos tornando a los cospiranoicos más agresivos y conspiranicos, generando rechazo hacia la ciencia en aquellos que están en una posición intermedia, y convirtiendo lentamente la ciencia en un credo positivista que ralentiza el progreso acosando a menudo y complicando el desarrollo intelecual de los miembros de su propia comunidad.

            La curiosidad es innata en el científico y si los adolescentes pasan por una etapa conspiracionista en perfectamente legitimo si con esa experiencia aprenden que conocimientos tiene substancia y cuales no, la gente crece y madura, es un proceso natural y necesario, y si la comunidad les agrede por ello no lograrán que suceda menos sino reafirmar su convicción de que los cientificos son unos cerrados de mente, haciendo a su comunidad más decidida y extremista.

            Me importa muy poco el conocimiento popular que tenga la sección no especializada de la población, lo único que importa es que los futuros científicos se desarrollen con plenitud, teniendo derecho a equivocarse y aprender de ello, y teniendo derecho a enfrentar temas espinosos y generar ideas novedosas sin miedo a ser excluidos por su propia comunidad.

          3. Yo no digo que la palabra “cientificismo” sea incorrecta. Simplemente opino que “cientifismo” suena mejor y además tiene la ventaja de ser más breve.
            El método científico es la verificación observacional de las hipótesis, mas dicha verificación no siempre se lleva a cabo mediante “experimentos”. Por tanto, incurres en una falacia al identificar “método científico” con “método experimental”, y esa falacia invalida tu definición de cientifismo.
            Mi definición de cientifismo es la que usan cientifistas confesos como M. Schwarz y M. Bunge. Tu definición, en cambio, es la que manejan los oscurantistas enemigos de la ciencia.
            Atacar ideas no es atacar a personas, porque las ideas, a diferencia de las personas, no tienen derechos. La tabla ataca tonterías irracionales, y eso es bueno. Identificar las tonterías irracionales beneficia a toda la sociedad.

          4. “Esa falacia invalida tu definición” Cuando alguien levanta las palabras sesgo o falacias es porque se ha quedado sin herramientas argumentales para defenderse. Pero amablemente invito a cualquier lector a revisar mi definición, haber si ha sido suficientemente clara o no.

            “Tu definición en cambio es la que manejan los oscurantistas enemigos de la ciencia.” Jej, me gustaría saber que haces tu por la ciencia, cuando yo estoy aquí mojandome por salvaguardar el progreso de la ciencia y el futuro de los jovenes científicos mientras tu tratas de desacreditarme actuando instintivamente por mera convicción ideológica viendo fantasmas donde no los hay.

            “La tabla ataca tonterías irracionales, y eso es bueno. Identificar las tonterías irracionales beneficia a toda la sociedad.” En fin, no voy a seguir discutiendo con alguien que busca una y otra vez desentenderse de la premisa central por mero capricho, alimentando inconscientemente la raiz del problema contra el que lucha. Si algo se puede definir como tontería irracional es eso.

            Animo nuevamente al lector random a repasar el hilo completo.

          5. “Cienticifismo”, “oscurantismo”… ¿No era más corto decir que te ha molestado que tu creencia irracional esté en la tabla? En fin, con todo respeto a tu “vagaje” y a tu impagable y heróica tarea de salvaguardar el progreso de la ciencia tú solito, creo que esto ya está subiendo demasiado de tono, así que dejémoslo ahí, ¿de acuerdo?

          6. Fernando Frías, no quiero poner en duda su profesionalidad, pero me preocupa que no haya leído usted con suficiente atención este hilo.

          7. Fernando Frías, voy a ahorrarle la necesidad exponiendolo de una manera más intuitiva y usted juzgará cuanto de razonable hay en el argumento.

            Imagínense que comienza una refriega verbal entre españoles y franceses por pensar diferente en un tema ideológico, digamos por ejemplo, de carácter social o político. Bien, si los españoles eligen insultar y humillar a los franceses creyendo que eso mermará sus filas los franceses contestarán insultando y humillando con más fuerza, eso hará que la población de españoles que odian a los franceses aumente y los ataques verbales sean en consecuencia más agresivos y frecuentes, inevitablemente eso hará que los franceses (incluso los que se mantuvieron al margen) comiencen a odia a los españoles, aumentando no solo el número de ataques verbales tanto en frecuencia como en agresividad, sinó también el número de miembros que integran sus filas.

            La pregunta es: ¿alguno de ellos ha intentando buscar una explicación a como y porqué ha comenzado y escalado la refriega?

            La respuesta es no, consideran al opuesto estúpido o sesgado y ahí acaba todo. La polarización continuará aumentando, las posiciones serán cada vez más extremas y racionalmente injustificadas, solo justificadas de manera instintiva porque el bando opuesto es el enemigo y causa “daños” al faltar al respeto al bando propio, reclutando cada vez más miembros en sus filas. (Franceses y españoles acabarán por llegar a la extorsión y sobotaje, los verdaderos daños polarizarán aún más a ambas poblaciónes convenciéndoles de que las actuaciones de los opuestos es malicioso, estúpido, irracional e injustificado.)

            Nadie busca una explicación a como o porque ha comenzado, y el que lo haga verá que ambos bandos son inocentes; luego, por estar en medio los españoles odiarán a ese alguien porque aparentemente defiende a los fraceses, llegando a pensar que es un fanático francés disfrazado de español, y los fraceses le odiarán también por intentar justificar los malos actos de los españoles, llevandoles a pensar también que se trata de un espia español disfrazado de francés.
            Y aquí comienza la pareidolia colectiva donde la gente comienza a ver fantasmas donde no los hay, y todo aquel que busque detener la guerra buscando razonar acerca de como ha comenzado el evento y porque empeora con el tiempo es considerado enemigo “porque la guerra está justificada y quien no está conmigo está contra mi”.

            El extremismo ideológico se expande y nadie se detiene a cuestionarse sus pensamientos inconscientes, simplemente odian al enemigo y no necesitan justificación racional para ello: los continuos ataques deben ser amonestados con ataques, esa es la estructura de acción.

            Y de nuevo cae la pregunta. ¿De verdad estas personas creen que mediante represión e intimidación lograrán mermar las filas enemigas o detener la guerra?

            Por desgracia si, pues no hay un procesamiento racional consciente y la gente actúa de manera instintiva alimentando la raíz del problema, logrando solo que el conflicto escale más, generando más y más personas polarizadas con una creciente sed de sangre. Ninguno de los dos bando busca entender ni racional ni científicamente lo que está sucediendo, solo saben que está sucediendo y que ellos deben actuar para defender a los suyos.

            En definitiva, señor Frías. Ni soy budista, ni creo que haya misterio real entorno a las piramides, ni mucho menos creo en fenomenos espirituales pues como bien he dicho previamente el alma no existe y mi concepción es netamente materialista; la razón de que esté en medio de esta guerra es que soy en lo facto biologo especializado en neurociencia cognitiva, estudio el aprendizaje y las creencias desde el punto de vista neurofuncional, y veo con total claridad que esta guerra empeora cada día que pasa debido a la ausencia de un análisis profundo entorno al foco real del problema: la carecía de estrategia eficientes para abordar estos tema con paciencia y rigor en pos de una actitud beligerante que solo complica la situación, dañando de manera directa a la ciencia al polarizar cada vez más a ambos bandos.

            Esto es un debate importante y necesario que debe ser abarcado cuanto antes, y que merece una atención capital por parte de la comunidad y no solo por parte de unos pocos especializados en neurociencia cognitiva.

    2. ¿Según la ciencia?…más bien según la ontología que sigue la ciencia, la materialista. Pero la ontología en ciencia es lo que se SUPONE a priori, de donde se parte, no a donde se llega, y no se puede llegar al espíritu si solo vemos materia. No se puede detectar madera con un detector de metales, el método no te deja, claro que asi el mismo método científico también niega la existencia de la conciencia o la rojez del rojo, el sentir y la expresión del significado y el sentido porque cuando mira una resonancia magnética solo ve un cerebro, neuronas y conexiones sinápticas. Eso es un callejón sin salida. Deducir que de una limitación metodológica hay una verdad ontológica es falso. Se habla mucho de los cambios que ha tenido la idea de divinidad a lo largo de la historia pero no se habla de igual forma de los cambios que el concepto en los que se basa la idea de materia han ido también cambiando a lo largo de la historia.

  3. Felicitaciones, a mí me ha parecido tremendamente gracioso. Incluso puese verse con autoironia. Piramidiotas no alude a los que están fascinados por ellas sino a los imbéciles, sí imbéciles, que contra toda evidencia alucinan que son algo de la Atlántida o del espacio.
    Les faltó la cojudez del momento, el terraplanismo. Y la tierra hueca tiene lo suyo.

  4. Agradecer a Fernando Frías su espléndida traducción y destacar el acercamiento sin prejuicios de Crispian Jago hacia temas de actualidad.

    No se trata de tomar postura en un sentido o en otro. De hecho, como cristiano, no me ha molestado ver incluida en la simpática Tabla varias religiones, entre ellas el Cristianismo.

    Una breve reflexión: la ciencia es un avanzar hacia adelante. El hecho de hacer saliente temas concretos de los que no existen pruebas materiales, nos debe llevar a reflexionar. Por otra parte, ya sabéis que incluso hasta la Ley de la gravedad podría ser contradicha, en base al principio de falsabilidad (léase Popper y demás).

    1. Francisco, dices que “no te ha molestado” que tu religión cristiana sea considerada una tontería irracional. Mi duda es la siguiente: ¿admites que el cristianismo es una tontería irracional o simplemente estás siendo tolerante?

  5. Impresentable totalmente. Como ha comentado arriba César, el hecho de que no se incluya el terraplanismo invalida toda la tabla. ¿O es que el autor protege deliberadamente ésa su creencia? Apartando el terraplanismo de las tonterías irracionales, ¿se le está queriendo dar una pátina de racionalidad verosímil?

    Lo puse en otro hilo y lo repetiré aquí también: el mayor peligro para la Humanidad no es el riesgo de una guerra nuclear, ni la aparición de una pandemia universal provocada por un virus modificado, ni el impacto de un gran asteroide, ni cataclismos climáticos a gran escala…, no: el gran peligro para la Humanidad es sucumbir socialmente a la estupidez, a la idiotez supina. Eso nos autodestruirá.

    Pensaba que todo se había originado en el Neolítico, cuando el exceso de producción frenó los mecanismos de evolución humana y la idiotez prosperó camuflada en la sociedad de la abundancia. Pero quizá haya que cambiar de paradigma y darse cuenta que tiene una ventaja evolutiva en las sociedades modernas relacionada con el divertimento y la relajación. En cualquier caso, va en contra de la leyes de la Naturaleza y no se atisba un futuro fácil. Parece que no superaremos el Gran Filtro.

    Pd: no quiero ni saber en qué consiste la “irrigación del colón”, me inquieta.

    1. En realidad el mayor peligro para la humanidad es la mala memoria: al actualizar la tabla tenía previsto colocar a la tierra plana, por supuesto, y de hecho hasta lo comenté con Crispian Jago… pero luego se me pasó. Voy a corregirlo.

      1. 🙂
        Tenía que haber apuntado la que has sustituido , jajaja

        Iba a comentar que quizá tuviera un hueco la “hipersensibilidad electromagnética” pero supongo que encaja en “Pánico electromagnético”.

        Le doy vueltas porque me parece una gran recopilación. Una cosa, no veo la razón para las asignaciones de número bóbico, dentro de un mismo bloque hay cosas más gordas que otras pero parece que el número no guarda relación. ¿o sí?. Y otra cosa, no me gusta el nombre del primer bloque, Estúpidos, porque tendría la tentación de acumular ahí muchas mas cosas que ahora están en la de “engañosos” o “crédulos” (nombres demasiado suaves para según qué cosas)…..¡ hay que hacer un congreso !

        Pd: ¿porqué parece estúpido que una civilización extraterrestre, después de evolucionar miles de años y adquirir la tecnología necesaria para dominar los viajes interestelares y después de años de viaje, lleguen a la Tierra y se pongan a mover grandes bloques de piedra? ¿acaso cuando nosotros, los humanos, hagamos el trayecto de decenas de años en un supercohete para llegar a Próxima B no sería lo primero que haríamos además de hacer, de noche y a escondidas, círculos en los campos de trigo?

        1. Sustituí el Experimento Ganzfeld (que en cierto modo es redundante con algún otro “elemento”) por la Ouija, y en el lugar de esta puse la Tierra Plana.

          Los números se corresponden casi siempre con la posición del “elemento”. Los nombres de los bloques son mi traducción; en el original eran más, digamos, sonoros, aunque posteriormente Crispian también modificó la tabla y alguno ha cambiado. Y la adscripción a los bloques es un problemón, desde luego; sin ir más lejos, ¿dónde se coloca la Tierra Plana”, en el bloque de crédulos, en el de engañosos, en el de los timos…?

          En fin, habrá que hacer ese congreso 😉

  6. La verdad nos hace libres,por mucho que joda al ejército barato de desinformadores.Pero todo se paga amigo,porque todo es mente y nada escapa a la ley.

  7. a)En el mundo de lo esoterico y lo “espiritual” hay dos grandes grupos: el de los productores (mesias, sacerdotes, gurues) y el de los consumidores. En cual de ellos estas tu, Jaime?. Curiosidad.

    b)Cualquiera sea tu caso, no te preocupes por esta pequeña isla de escepticismo. El mundo rebalsa de gente como tu, deberias estar feliz y no preocupado por unos pocos rebeldes racionalistas.

    c)A mi no se me ocurriria ir a quejarme a un foro de terapias alternativas o de asuntos misticos. Como te llegas a protestar aqui? Podria resultarte peligroso. Podrias aprender algo.

Deja un comentario

Por Fernando Frías, publicado el 2 enero, 2019
Categoría(s): General • Humor