La Universidad de Granada también enseña cuentos chinos

51efa-0000ugranada
0116e-0000confuciogranada2

El debut en nuestra lista de la Universidad de Granada se produjo cuando el Instituto Confucio programó en el Salón de Grados de la Facultad de Ciencias la celebración de un seminario sobre Feng-Shui. Suponíamos entonces que la Universidad realmente no había tenido nada que ver con esas cosas, y que lo que había ocurrido era, simplemente, que los responsables del Instituto habían colado la actividad sin conocimiento de los responsables universitarios.

Así de ingenuos éramos. Porque ahora es bastante difícil decir lo mismo si tenemos en cuenta que Granada Laica denunció hace mes y medio ante las autoridades académicas la programación de dos nuevos cursos pseoudocientíficos del Instituto Confucio. Se trata de los cursos de Formación de Técnico en Qigong y Taijiquan.

8dad6-cursotajiquan

En su escrito, Granada Laica recuerda que

Examinando los programas , es evidente que se trata de cursos de carácter pseudocientífico. En ellos se maneja una quimérica “chi” (o “qi”), una supuesta “energía vital”; se explica “El arte de la Alquimia Interna”, se habla de “estiramiento de meridianos de pulmón a intestino delgado”, etc., etc., etc.

Pero la cosa es incluso más seria; según el Instituto Confucio

Existe abundante documentación sobre los efectos positivos de la práctica Qigong sobre diferentes sistemas orgánicos, como por ejemplo:

  1. Efectos sobre el sistema respiratorio (asma, enfisema).
  2. Efectos sobre el sistema cardiovascular (hipertensión, enfermedades cardíacas).
  3. Efectos sobre el sistema gastrointestinal (ulcera gastroduodenal, gastroptosis, hepatitis).
  4. Efectos sobre el sistema nervioso (ansiedad, depresión, astenia).
  5. Efectos sobre el sistema endocrino (obesidad, diabetes, hipertiroidismo).
  6. Efectos en el campo de ginecología y obstetricia (amenorrea, dismenorrea).
  7. Efectos en el campo de la oftalmología (glaucoma, miopía).
  8. Etc. (traumatología, pediatría…).

Aunque, en realidad, de lo único de lo que hay plena constancia es de sus efectos sobre el sistema económico: como destaca Granada Laica

Cada curso cuesta 1.100 euros anuales a cada alumno, y un curso completo dura tres años. ¿Cómo se gestionan estos aspectos entre la entidad privada y la UGR?

Las respuestas a esa y otras cuestiones las deberían tener los responsables de la Universidad, que son quienes prestan sus instalaciones, su infraestructura y hasta su imagen institucional a estos cursos. Y que por fin, cuando Granada Laica ha hecho público su comunicado, han decidido dar señales de vida y convocar la reunión que les solicitaron en diciembre. Esperemos que les sirva para entrar en razón y dejarse de una vez de cuentos chinos.



Deja un comentario

Por Fernando Frías
Publicado el ⌚ 9 febrero, 2012
Categoría(s): ✓ Instituto Confucio • quigong • taijiquan • Universidad de Granada